RRHH

LÍDERES GEFES:

LA REVOLUCIÓN DE LOS GESTORES DE LA FELICIDAD EN EL TRABAJO

 El liderazgo es el conjunto de habilidades gerenciales o directivas que un individuo tiene para influir en la forma de ser de las personas o en un grupo de personas determinado, haciendo que este equipo trabaje con entusiasmo, en el logro de metas y objetivos.

Algunos autores lo definen como: “la persona capaz de inspirar y asociar a otros con un sueño”. Por eso es tan importante que las organizaciones tengan una misión con alto contenido trascendente, ya que es una manera muy poderosa de reforzar el liderazgo de sus directivos.

Existe una regla fundamental en el liderazgo que es la base para que un buen líder, lleve a cabo un liderazgo efectivo. La mayoría de los autores la nombran la regla de oro en las relaciones personales, y es fácil, sencilla y muy efectiva: “No pongas a las personas en tu lugar: ponte tú en el lugar de las personas”. En pocas palabras, así como trates a las personas, así ellas te tratarán.

A lo largo de los años, la figura del líder está experimentando un gran cambio en el mundo empresarial. En la gestión de personas es básico escuchar y facilitar la resolución de conflictos.

El objetivo de las empresas en los últimos tiempos es crear ambientes de trabajo relajados, equipos, jerarquías de tipo horizontal y horarios flexibles, para lograr así una mayor satisfacción en sus empleados. Los jefes, son los que ahora forman parte de este cambio, pues ponen en primer lugar a las personas e intentan desarrollar, mejorar y reinventar todo lo que tenga que ver con ellas.

La FELICIDAD de los trabajadores ha pasado a ser el protagonismo y el objetivo en el área laboral. Y los jefes suman como rol a la responsabilidad de ser gestores de esta felicidad.

Por ello, cada vez se hace más necesario sustituir a un antiguo JEFE por un GEFE: GESTORES DE LA FELICIDAD

 Estos gestores hablan de la “regla de la felicidad”. Nos viene a decir que tenemos que distribuir nuestro tiempo en 3 ámbitos claramente esenciales para la vida de una persona: trabajo, corazón y descanso.

¿Por qué son tan importantes y que beneficios conlleva?

  • Salario: hoy en día ya no es la principal motivación del empleado. El objetivo es dar valor al buen ambiente laboral, reconocimientos y refuerzos positivos por el trabajo bien hecho, así como la calidad de vida que te aporta el trabajo que se desempeña.
  • Esta figura de líder da valor a las personas y no a las cifras, bajo el lema: “convertir el talento e ilusión en euros”. El talento de las personas es el motor que impulsa a la creación de las empresas como tal. Para que un trabajador sea productivo tiene que desempeñar una tarea que motive, que le haga feliz.
  • Facturar desde la satisfacción: las organizaciones están compuestas por personas Y potenciar la singularidad de cada una de ellas da como resultado el éxito a largo plazo. El objetivo es detectar el potencial intangible de los empleados y convertirlos en resultados tangibles. Es decir, mejorar el clima laboral, dar buenos servicios y en una mejora en la relación con los clientes:” cuida a tus trabajadores para que ellos mimen a los clientes, y por ese orden”.

 

En definitiva, la relación laboral está altamente influenciada por las emociones. Es muy relevante gestionar de manera adecuada los sentimientos de las personas en su entorno de trabajo, ello contribuye al éxito de un determinado proyecto. Es ahí donde cobra notable importancia la figura del Gefe, pieza clave para ayudar a impulsar la carrera profesional de los empleados, consiguiendo sacar al máximo potencial de su talento.

Por todo ello, si seguimos esta tendencia es un lujo empresarial, por la que más de un empleado es fiel a su empresa y se pensará mucho el cambio a otra. Pues como he nombrado anteriormente, no es el sueldo el que paga nuestro talento, sino todas las comodidades y ayudas que un “jefe” nos puede proporcionar.

 

OBJETIVO: SER UN BUEN GEFE

Comments are closed.